El Grupo de Estudio de Hepatitis Víricas (GEHEP) ensalza su aportación como Presidente Fundador e impulsor de su consolidación entre la élite internacionalEl investigador del Hospital de Valme, Juan Antonio Pineda Vergara, recibe un homenaje nacional como referente en Hepatitis Víricas

El Grupo de Estudio de Hepatitis Víricas (GEHEP) de la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología ha hecho entrega de un reconocimiento al investigador del Hospital Universitario de Valme de Sevilla, Juan Antonio Pineda Vergara, en agradecimiento a su contribución como presidente fundador del mismo y de su apoyo permanente para su consolidación. Con 40 años a sus espaldas dedicándose a la investigación en VIH y Hepatitis Víricas, este sevillano fue el creador de este grupo y el impulsor de una trayectoria que lo ha situado en la élite internacional.

Juan Antonio Pineda es facultativo especialista en Medicina Interna y en sus comienzos, allá por los años 80, le tocó lidiar con los primeros casos de Sida en Andalucía y de hemofílicos en Europa. Desde muy joven se interesó por la investigación, habiendo dedicado casi 40 años al estudio de las patologías víricas y su relación con el VIH. Del mismo modo, destaca en los últimos años durante la pandemia la dirección de investigaciones vinculadas al Covid-19 en relación a las patología previas que él asiste e investiga.

Al Hospital Universitario de Valme de Sevilla llegó en el año 1999, integrándose en la plantilla de facultativos de la Unidad de Enfermedades Infecciosas hasta la fecha. Es el centro sanitario donde por mayor espacio de tiempo ha desarrollado su labor y donde, según apunta, “he cosechado los logros profesionales más importantes”. Coordinador de la Consulta de VIH en este centro, compatibiliza la asistencia con la investigación y la docencia como profesor titular de la Facultad de Medicina de Sevilla.

En el ámbito investigador, y junto al también infectólogo Juan Macías de este mismo hospital sevillano, potenció y creó el primer grupo de investigación en su unidad clínica, siendo su director. De tal forma que el `Grupo de Investigación de Virología Clínica e ITS´ del Hospital Universitario de Valme se ha convertido en un referente a nivel mundial en el estudio de la infección combinada del VIH y la hepatitis C con una prestigiosa trayectoria.

Este grupo disfruta de una proyección en investigación de alto nivel: han dirigido y participado en investigación de gran impacto científico; publicado investigaciones en revistas líderes en hepatitis víricas, VIH y Covid; participado en la elaboración de consensos y guías de práctica clínica nacionales e internacionales; han recibido invitaciones para impartir ponencias en congresos europeos y mundiales junto a la potenciación de la adhesión de jóvenes y brillantes investigadores. La repercusión que ha tenido este grupo, incluidos sus investigadores seniors, se visualiza con el elevado `Índice h´(métrica que mide la calidad profesional de científicos, en función de la cantidad de las citas han recibido sus publicaciones).

Por su parte, GEHEP está integrado en la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (SEIMC). Se trata de una de las entidades científicas más relevantes vinculadas a las hepatitis víricas. Su objetivo es la promoción, fomento y difusión del estudio e investigación en este ámbito; disponiendo de más de 200 socios. A nivel nacional fundamentalmente aglutina a infectólogos y microbiólogos; además de farmacéuticos, biólogos, médicos de instituciones penitenciarias y médicos de unidades de conductas adictivas, entre otros.

Pineda Vergara se siente orgulloso de haber participado en la creación e inicios de este potente grupo científico, agradeciendo la colaboración de otros investigadores andaluces: Francisco Téllez (Hospital Puerto Real de Cádiz) y a Federico García (Hospital San Cecilio de Granada). Una satisfacción que ha continuado en el tiempo por su apoyo constante, habiendo sido su presidente y miembro de su Junta Directiva durante seis años. Destaca la labor de impacto científico de GEHEP con un total de 16 líneas de investigación en marcha junto al gran volumen de actividades gracias al carácter dinámico de sus integrantes.

 

Organizadas por el servicio de Digestivo, profesionales de diferentes especialidades comparten con pacientes conocimientos que optimizan el control de la enfermedad y una mejor calidad de vidaEl Hospital de Valme celebra sus IV Jornadas de Enfermedad Inflamatoria Intestinal

El servicio de Enfermedades Digestivas del Hospital Universitario de Valme de Sevilla celebra hoy sus IV Jornadas de Enfermedad Inflamatoria Intestinal (EII), reuniendo a un grupo multidisciplinar de especialistas y pacientes a fin de compartir conocimientos sobre estas patologías y optimizar su abordaje clínico junto al autocuidado, potenciando un mejor control de la enfermedad y una mejor calidad de vida.

La enfermedad Inflamatoria Intestinal (EII) engloba dos patologías: la colitis ulcerosa y enfermedad de Crohn. Como su propio nombre indica, afectan a segmentos de intestino, y su origen es multifocal, englobando trastornos inmunológicos, inflamatorios y de la microbiota intestinal, con un papel cada vez más claro en la etiología de las mismas.

Se trata de una enfermedad crónica, que cursa en forma de brotes de actividad alternados con períodos de remisión clínica, cuya implicación en el organismo precisa de un abordaje multidisciplinar. Ello la convierte en una enfermedad compleja, Por ello, como subraya el director de la Unidad de Enfermedades Digestivas del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla, Dr. Manuel Medina Cruz, “con el abordaje multidisciplinar, garantizamos una atención integral y eficiente de sus cuidados, redundando en una mayor calidad de vida y control de la enfermedad”.

Este carácter multidisciplinar de especialidades en su abordaje diagnóstico-terapéutico tiene su reflejo en el contenido de esta IV Jornadas donde intervienen como ponentes profesionales de este hospital sevillano referentes para esta patología desde diversas especialidades: Digestivo, Cirugía, Neumología, enfermería especializada en Nutrición y enfermería de prácticas avanzadas en EII, entre otros.

Por su parte, con el objetivo de acercar la información a los propios pacientes, son unas jornadas organizadas con la participación de la voz de los mismos incluyendo sus propias intervenciones dentro del programa así como también contando con ellos como invitados dentro de este foro. Destacar la colaboración de la asociación sevillana que engloba a estas dolencias ACCU (Asociación de Enfermos de Crohn y Colitis Ulcerosa).

Según el responsable médico de este servicio clínico, Manuel Medina, y la supervisora de enfermería del mismo, Mª José Garrido, “en esta edición nos hemos querido centrar en los primeros momentos en que a una persona le acaban de diagnosticar enfermedad inflamatoria intestinal, con el impacto que supone, dudas, temores o falta de información al objeto de responderlas con ponentes de primer nivel”.

Como resultado, son unas jornadas eminentemente divulgativas y prácticas que abordan esta patología desde el minuto uno en que a un paciente le diagnostican estas enfermedades. De tal modo que, tras su inauguración por parte de la dirección Médica y la de Enfermería, su contenido comienza con qué es la EII para pasar a la actualización del tratamiento, sus implicaciones perianales, su impacto en edad pediátrica, como repercute en la calidad de vida, el ámbito de la nutrición y la salud digestiva, la prohibición del tabaco y el marco de los cuidadores. Y en el bloque final interviene en primera persona de las EII pacientes que explican cómo viven la enfermedad y sus perspectivas con el colofón en la clausura de este evento de la participación del presidente de ACCU Sevilla, José Luís Rodríguez.

Destacar, al mismo tiempo, la celebración de una actividad informativa durante días previos de esta semana destinada a visualizar entre la ciudadanía estas enfermedades. Para ello, y en colaboración de ACCU Sevilla, se han organizado mesas informativas con material divulgativo mediante el cual sensibilizar a la población de la complejidad de esta dolencia y, al mismo tiempo, facilitar las respuestas a las preguntas más frecuentes sobre la misma.

Atendidos 2.000 casos cada año en el área sur de la provincia

Las EII suponen un elevado colectivo de pacientes en las consultas y hospital de día de Digestivo, con facultativos especializados y enfermería de práctica avanzada integrantes del grupo de trabajo andaluz creado por las enfermeras referentes de EII en Andalucía.

En su abordaje, este centro dispone de dispositivos asistenciales específicos para estas patologías. De tal modo que, en el Hospital de Día de Digestivo, se da una completa cobertura tanto en horario de mañana y tarde, con el seguimiento de pacientes, administración de tratamientos y disponibilidad de consulta telefónica. Según su responsable “la optimización de los recursos disponibles y una rápida y eficaz atención favorece que, en un número importante de los casos, no sólo evitemos el ingreso hospitalario sino ganancia en calidad asistencial y calidad de vida percibida por el paciente”.

Cada año, el Hospital Universitario de Valme, atiende 2.000 casos de EII dentro del contexto regional de una prevalencia estimada en unos 17.000 casos. Además, los especialistas hacen hincapié en su incidencia creciente contrastada con el diagnóstico de unos 11 casos nuevos por 100.000 habitantes en Andalucía cada año.

 

 

El `Proyecto PSYCHIACTIVE 2.0´ demuestra la importancia de los hábitos saludables para potenciar el autocuidado como punto de mejora en las personas con trastorno mental graveEl Hospital de Valme y la Universidad Pablo de Olavide desarrollan una investigación centrada en los beneficios del ejercicio físico en Salud Mental

El servicio de Salud Mental del Área Hospitalaria de Valme está desarrollando una investigación con la Universidad Pablo de Olavide de Sevilla dirigida a ayudar a personas con Trastorno Mental Grave a mejorar su salud y calidad de vida a través del ejercicio físico y la adquisición de hábitos saludables. `PSYCHIACTIVE 2.0,´ es la denominación de este proyecto de investigación colaborativa cuyos primeros resultados demuestran la mejora de este colectivo en diferentes ámbitos: físico, psicológico, funcional y relacional.

La investigación ha sido presentada en el salón de actos del Hospital Universitario de Valme en el marco de las actividades programadas en conmemoración del Día Mundial de la Salud Mental. El acto ha contado con la jefa del servicio del servicio de Salud Mental del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla, Matilde Blanco Venzala, y de uno de los coordinadores del proyecto en la UPO, Álvaro López Moral. Ambos coinciden en la novedad e interés del proyecto, dado que, según Matilde Blanco “hemos extrapolado la constatación de los beneficios que aporta el ejercicio físico para la salud en general al estudio de su impacto en el ámbito de la Salud Mental, sobre lo cual no existía evidencia científica anterior”.

Esta investigación colaborativa entre el Área Hospitalaria de Valme y la UPO ha dispuesto de la participación de un nutrido grupo de profesionales. Por parte de Valme, dos profesionales del Hospital de Día de Salud Mental: Begoña Ibáñez (enfermera especialista de Salud Mental) y Ana Martín (terapeuta ocupacional).

Por parte de la UPO varias personalidades del Área de Educación Física y Deporte: el catedrático Diego Munguía; el doctor Javier Bueno y el doctorando Álvaro López. Sumar la participación de estudiantes del grado y postgrado en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte de la UPO junto a monitores Ocupacionales del Hospital de Día de Salud Mental del Hospital Universitario de Valme, TCA y alumnos de Enfermería especialistas en Salud Mental.

Se basa en una metodología transversal (evaluaciones de salud) analizando la relación entre el estilo de vida, condición física y composición corporal en personas con problemas de salud mental. Han participado 35 personas en tratamiento en el Hospital de Día y la Comunidad Terapéutica del Área Hospitalaria de Valme.

Para ello, desde el Grupo de Investigación Actividad Física, Salud y Deporte, perteneciente a la Universidad Pablo de Olavide Sevilla, se ha llevado a cabo un programa de entrenamiento bajo la supervisión de educadores físicos y deportivos titulados (materializado durante ocho meses), sesiones de evaluación, entrega del monitor metabólico y cuestionarios junto a la correspondiente cuantificación de mediciones.

Mayor adherencia al ejercicio físico y promoción de un estilo de vida activo en personas con trastorno mental grave

La investigación aborda qué factores afectan en la adherencia al ejercicio físico, analizando tanto los factores positivos (motivación, elección de actividades, retos, unión del grupo, apoyo de los profesionales); así como los problemas de abandono (60-80% en población de salud mental).

Al mismo tiempo se compara la situación de las personas que sí se han adherido con los que están teniendo más problemas, sus motivaciones, barreras (imagen corporal negativa, sentimiento de incapacidad, mirada de los otros, etc.) y metas.

El estudio consta de tres fases. Una primera consistente en la familiarización y entrenamiento básico con el objetivo de cohesionar el grupo y favorecer la adherencia. Una segunda, que incluye la medición de variables física y estilo de vida. Y una tercera dirigida a la evaluación del programa de entrenamiento.

Además del objetivo principal de este proyecto, que es la mejora de la adherencia al ejercicio físico y promover un estilo de vida activo en personas con trastorno mental graves, también incluye objetivos secundarios. Los mismos consisten en analizar los beneficios agudos y crónicos que genera el ejercicio físico a nivel físico, mental y social en esta población clínica. Para ello, intenta potenciar aquellos aspectos facilitadores y reducir las posibles barreras hacia el ejercicio. Destacar al respecto, que el 65% de los participantes ha completado al menos la mitad de las sesiones programadas, todo lo cual demuestra el gran porcentaje de implicación.

Paralelamente a la actividad práctica de la investigación, o programa de entrenamiento, los participantes realizan una serie de pruebas de evaluación y cuestionarios. Se desarrolla un análisis individualizado de la composición corporal, condición física, gasto energético y estilo de vida. A continuación, se le indica la inclusión en un programa de actividad física individualizado y adaptado a su estado de salud actual, ya sea en su propio entorno o, a través del Programa de Entrenamiento que se ha desarrollado en las instalaciones de CD Bellavista, los lunes y miércoles, en horario de 12:00 a 13:00 bajo la supervisión de educadores físico y deportivos cualificados con experiencia en el ámbito del ejercicio físico y la salud mental.

Mejoría física, psíquica y social

Tras varios meses realizando el programa, se ha comprobado cómo ha mejorado la adherencia al ejercicio físico, se ha promovido un estilo de vida más activo y se han producido cambios, a nivel físico, psíquico y social en los participantes.

A nivel físico, la mayoría de personas han bajado de peso y ganado masa muscular. También se ha reducido el perímetro de cadera y cintura, junto al aumento de la variable de fuerza, resistencia y capacidad aeróbica y respiratoria.

En lo que se refiere al aspecto psicológico, se constata el hecho de favorecer la sensación de bienestar tras realizar el ejercicio físico, mejora el ánimo, el sentimiento de empoderamiento y las capacidades para superarse, perseverar y realizar cambios.

Por lo que respecta al ámbito relacional, los profesionales observan más cohesión del grupo, aumentando y mejorando las habilidades comunicativas y las relaciones entre ellos. Además, en el terreno funcional también se demuestra avance en personas que han aumentado el nivel de actividad (paseos diarios), la participación en las actividades de su vida diaria y en su comunidad. Otras han podido mantenerse en el programa, a pesar de las dificultades iniciales, perseverancia que demuestra lo positivo de la iniciativa.

Las mejoras en estos diferentes ámbitos tienen un valor añadido, ya que son conductas saludables aprendidas que se mantienen en el tiempo. Según los investigadores, la mayoría de los participantes continúan haciendo ejercicio físico en su tiempo de ocio: saliendo a caminar, cogiendo la bicicleta, practicando algún deporte, apuntándose al gimnasio, piscina o realizando ejercicios a nivel particular.

 

Pediatras, médicos de familia, enfermería y residentes actualizan conocimientos sobre el abordaje interniveles del menorJornada de actualización pediátrica entre especialistas del Hospital de Valme y de atención primaria del Área Sur de Sevilla

El salón de actos del Hospital Universitario de Valme ha reunido, a través de una jornada de actualización de conocimientos, a los profesionales de atención hospitalaria y atención primaria implicados en el abordaje del paciente pediátrico. Con el objetivo de fortalecer la coordinación interniveles en este ámbito clínico, además de compartir la más reciente evidencia científica disponible; se han dado cita en este foro una treintena de profesionales de diferentes perfiles asistenciales del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla.

Inaugurada por parte del subdirector médico de atención primaria de este área sanitaria, Máximo Merino, junto a la responsable del servicio de Pediatría del Hospital Universitario de Valme, Eva Patricia Torres; esta jornada ha reunido a pediatras de atención primaria y hospitalaria, médicos de familia con funciones pediátricas, enfermería y residentes.

Según apunta la organizadora de la jornada y responsable del servicio de Pediatría del Hospital Universitario de Valme, “la labor de coordinación entre los profesionales encargados de dar asistencia a Pediatría en atención primaria y en atención hospitalaria es crucial para garantizar la continuidad de cuidados y aportar calidad asistencial”. Al respecto, destaca que el pediatra de atención primaria es el primer contacto de los niños y adolescentes con el sistema sanitario: “dentro de los equipos de atención primaria, médicos de familia y enfermería, supervisa el crecimiento y desarrollo de los menores; además de participar en todas las actividades de prevención, promoción y educación para la salud”.

El contenido de la jornada se ha dividido en dos grandes bloques: por un lado, se ha abordado la actualización de criterios, protocolos y circuitos de derivación al hospital desde los centros de salud de atención primaria; y, por otro lado, se han llevado a cabo varias exposiciones sobre el abordaje inicial en atención primaria de la patología pediátrica prevalente.

En las primeras dos mesas se ha expuesto la actualización en criterios de derivación hospitalaria de dos patologías complejas en edad pediátrica: neurológicas y reumatológicas. La neuropediatra de Valme Ángela Periáñez ha sido la encargada de desgranar su especialidad; mientras que la pediatra especializada en reumatología infantil de este hospital sevillano, Marta Cano, lo ha extrapolado a su parcela de conocimiento.

En el caso del abordaje de la patología pediátrica prevalente en atención primaria, esta jornada ha contado con dos pediatras de atención primaria del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla: Patricia Castilla, del centro de salud `Doña Mercedes´ de Dos Hermanas y Zaira Belmonte, del centro de salud `San Francisco´ de Morón de la Frontera. Ambas han analizado dos de las patologías con más demanda en atención primaria: las endocrinas y las digestivas. El tema del peso del menor o el enfoque de la talla y sus variantes constituyen dos temas de elevada consulta por parte de los padres.

 

Se alzan con un reconocimiento en la categoría de Mejores Casos Clínicos en Medicina de Urgencias, poniendo en valor el prestigio docente de este área sanitariaResidentes de Familia del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla galardonadas en el congreso regional SEMES Andalucía

El Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla se ha alzado con un premio en el XXIII Congreso SEMES Andalucía Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias, (SEMES), celebrado recientemente en el Palacio de Congresos de la Casa Colón de Huelva. El galardón, obtenido en la categoría de Mejores Casos Clínicos, dispone de un valor añadido al tratarse de un trabajo presentado por tres MIR de Medicina Familiar y Comunitaria acompañadas de un adjunto del servicio de Urgencias del Hospital Universitario de Valme, respaldando así el prestigio docente de este área sanitaria.

Dicho congreso conforma un evento de gran interés al corresponderse con una sociedad científica con más de un millar de socios en Andalucía, entre médicos, enfermería y técnicos de emergencias. Este año con la novedad de dirigirse, además de los profesionales andaluces, a los de Extremadura, Ceuta, Melilla y Portugal bajo un carácter transfronterizo.

El trabajo premiado se basa en las claves básicas para la orientación de forma adecuada de los casos complejos que llegan a las Urgencias. Bajo la denominación `La toma de constantes vitales como pilar básico en la atención de Urgencias´, se presenta un caso clínico complejo de una persona joven cuyo abordaje se traduce en paradigma de un manejo eficiente.

En este trabajo han intervenido las siguientes médicas internas residentes de Medicina Familiar y Comunitaria del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla: Ana Gutiérrez (MIR de segundo año) y Elena Solís (MIR de cuarto año), del centro de salud Santa Ana de Dos Hermanas; junto a Eva María Romero (MIR de cuarto año) del centro de salud Don Paulino García Donas de Alcalá de Guadaira, y el facultativo del servicio de Urgencias del Hospital Universitario de Valme Ángel Álvarez.

Manejo de un caso clínico con alto riesgo vital

El caso clínico presentado se centra en un paciente de 32 años de edad sin alergias medicamentosas conocidas ni antecedentes personales médico-quirúrgicos de interés, que acude al servicio de Urgencias por pérdida de agudeza visual en ambos ojos de dos días de evolución, acompañado de deterioro del estado general en las últimas dos semanas.

Al respecto, el principal objetivo de este caso es mostrar cómo abordar y orientar de forma adecuada un caso que, en principio, puede parecer muy complejo. En este sentido, los autores señalan cómo una buena anamnesis, exploración y toma de constantes vitales es fundamental para la orientación diagnóstico-terapéutica de la patología, “no sólo con el foco puesto en el motivo de consulta actual sino en todos los eventos recientes”.

El trabajo describe un cuadro clínico complejo orientado como una emergencia hipertensiva de probable origen renal, confirmándose este diagnóstico durante el ingreso hospitalario. Destacar que la hipertensión arterial maligna es un término que se usa para definir cifras elevadas de tensión arterial acompañado de retinopatía hipertensiva en el fondo de ojo, siendo sinónimo de emergencia hipertensiva. Esta patología contiene un alto riesgo vital debido a las múltiples complicaciones que pueden asociar, tales como hemorragia cerebral, taquiarritmias o, incluso, muerte súbita; de ahí su importancia en la detección precoz.

Su abordaje desde el servicio de Urgencias, con una precisa valoración y diagnóstico precoz de la patología, permitió tanto una adecuada orientación como la rápida activación de un manejo hospitalario para la mejor respuesta sanitaria. En este caso con una intervención multidisciplinar y coordinada de tres servicios clínicos: Medicina Interna, Nefrología y Cardiología.

 

CookiesAccept

Este sitio usa cookies

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de navegación y poder prestar los servicios o finalidades solicitadas por los usuarios: Saber más

Acepto

Acceso en la web

Acceso para los usuarios de la web

Crear una cuenta