ENFERMERA EN PRÁCTICAS AVANZADAS HCC VALME.JPG
Desde que hace un año el Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla innovara, de forma pionera en Sevilla, con la creación de la Enfermería de Práctica Avanzada en Heridas Crónicas Complejas (EPAHCC), ya se han beneficiado cerca de 300 pacientes del sur de la provincia. Se trata de un nuevo enfoque asistencial que aporta calidad en el abordaje y tratamiento de una patología convertida en un importante problema de salud pública.

   Agustina Rosselló es la enfermera que desempeña este rol, respaldada por su amplia formación y experiencia profesional en las unidades de pacientes frágiles. Una nueva figura asistencial, dirigida a optimizar la eficiencia de las heridas crónicas complejas, capacitada para dar soporte a esta patología, tanto desde la consultoría como de la formación a profesionales de atención primaria y hospitalaria.

Las heridas crónicas y complejas son lesiones de la piel con una escasa o nula tendencia a la cicatrización, que no evolucionan adecuadamente en el tiempo esperado mientras se mantenga la causa que la produce. Pueden provocar complicaciones graves e incidir negativamente sobre la calidad de vida. Las más frecuentes se dividen en dos grandes grupos: lesiones relacionadas con la dependencia (úlceras por presión, lesiones cutáneas asociadas a la humedad y lesiones por fricción y cizalla) y las lesiones en extremidad inferior que se identifican con las úlceras venosas, pie diabético y úlceras atípicas.

Precisamente, la EPAHCC es una figura asistencial estratégica para lograr una atención ágil, eficiente y de calidad contemplada en la Estrategia de Cuidados del Sistema Sanitario Público de Andalucía. Entre sus beneficios asistenciales destaca tanto la prevención de este tipo de lesiones, como la reducción del tiempo de cicatrización de estas heridas. Para ello, esta profesional se convierte en referencia, soporte y asesoría para equipos sanitarios de atención primaria, unidades de hospitalización, centros socio-sanitarios y residenciales.

Precisamente, la importancia de este nuevo perfil profesional le transfiere liderazgo clínico en el ámbito de su trabajo, con autonomía para la toma de decisiones complejas, basadas en la aplicación de la evidencia y en los resultados de la investigación a su práctica profesional.

Ofrecer la mejor opción terapéutica posible para estas dolencias

La función de consultoría de heridas crónicas complejas supone un gran avance en el abordaje de esta dolencia dado que posibilita la mejor opción de tratamiento posible. Se trata de una actuación que se hace de forma presencial, a pie de la cama del enfermo en el Hospital Universitario de Valme, y también de forma telemática resolviendo dudas en atención primaria o centros socio-sanitarios. En la mayoría de los casos, y dada la gravedad de muchas de estas heridas, requiere de diferentes visitas para un mismo pacientes por parte de esta profesional.

El origen de las peticiones de consultoría realizada a lo largo de este año de funcionamiento de la EPAHCC en el Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla ha sido en un 65% de carácter hospitalario y en un 35% ha correspondido a atención primaria. Las unidades hospitalarias más demandantes han sido: cirugía vascular, medicina interna, enfermedades infecciosas y ginecología. Por su parte, los centros de salud del sur de la provincia que más han demandado este apoyo asistencial han sido: San Hilario y Doña Mercedes de Dos Hermanas y Nuestra Señora de las Nieves de Los Palacios.

Por lo que respecta al motivo de la demanda de esta consultoría de heridas crónicas complejas, la causa mayoritaria con cerca del centenar de pacientes son las úlceras por presión. De forma más discreta, le siguen las úlceras arteriales, las venosas, neuropáticas y las relacionadas con infecciones. Asimismo, junto a la labor de consultaría confluyen otros tipos de temas para los cuales la EPAHCC constituye un gran soporte: continuidad de cuidados inter-niveles, altas e ingresos programados, petición de citas a especialistas y gestión de material.

Formación a medio millar de profesionales

Además del balance de actividad que esta figura sanitaria está llevando a cabo (consultoría, soporte y asesoramiento), destaca la labor de formación que está ofreciendo a los profesionales. En total, a lo largo de este año ha formado a medio millar de profesionales de distintas categorías profesionales: enfermeros, residentes y médicos. El 60% de los cursos han llevado el sello de la acreditación.

Los cursos celebrados se han detenido en los siguientes apartados: prevención de la úlcera por presión y cuidados de la piel, manejo de la dehiscencia en la cirugía ginecológica, manejo de apósitos y taller de terapia compresiva. Citar también la docencia sobre el abordaje del Pie Diabético a través de un taller monográfico, celebrado en colaboración con la Facultad de Podología de la Universidad de Sevilla.

Resaltar, al mismo tiempo, la formación realizada para profesionales de otros centros sanitarios: la edición de un curso sobre el abordaje de heridas crónicas en el Distrito Sanitario Condado Campiña (Huelva) y la rotación de profesionales del Hospital Virgen Macarena en el Hospital Universitario de Valme para la especialización en la labor enfermera de prácticas avanzadas concerniente a esta patología.

Por otro lado, Agustina Rosselló también destaca la importancia de la creación en el Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla de un Catálogo de Material para el Tratamiento de las Heridas. El motivo es que este manual recoge la totalidad de productos para el tratamiento de estas dolencias, accesible a todos los profesionales de esta área sanitaria, lo cual garantiza la continuidad de esos cuidados terapéuticos en todos los centros de atención primaria tras el alta hospitalaria del paciente.

 analitica test SEROPREVALENCIA.JPG
El Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla ha realizado durante esta semana una segunda ronda de estudios de seroprevalencia entre todos sus profesionales dentro de la estrategia marcada por la Consejería de Salud y Familias para medir el nivel de inmunidad frente al Covid-19. A lo largo de esta semana se han efectuado las primeras tomas de muestras en los 33 centros de salud de atención primaria, mientras que la semana siguiente serán los profesionales de atención especializada del Hospital Universitario de Valme, El Tomillar y sus centros periféricos de especialidades los que accederán por segunda vez a estos estudios epidemiológicos.

    Previamente, en semanas anteriores, los más de cerca de 5.000 profesionales del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla ya participaron en un estudio de test rápidos (pinchazo en un dedo) del Sistema Sanitario Público de Andalucía; ahora vuelven a participar en otra ronda de test indicada para los profesionales sanitarios de la comunidad pero a través de extracción de sangre. Dos formas diferentes de estudiar la seroprevalencia del Covid-19 que garantizan el diagnóstico sobre la presencia de anticuerpos.

  En la primera ronda de test rápidos fue el servicio de Medicina Preventiva el encargado de coordinar y llevar a cabo la toma de muestras junto a su registro; sin embargo, en esta segunda ronda es el servicio de Microbiología el responsable de su coordinación y procesamiento de las muestras al ser de carácter venoso. Estos estudios de serología automatizada reforzarán, por tanto, la reevaluación del porcentaje de profesionales que han desarrollado anticuerpos frente a la enfermedad.
 
    La puesta en marcha de los estudios de seroprevalencia responde a las recomendaciones realizadas por las sociedades científicas y la Organización Mundial de la Salud que, según la evidencia científica actual, establecen que estos estudios completan las herramientas diagnósticas disponibles hoy en día para identificar mejor al COVID-19.

    Por su parte, las indicaciones para la realización de estos estudios de serología automatizada se están desarrollando siguiendo los protocolos de Medicina Preventiva, Vigilancia de la Salud o Epidemiología de cada centro. Estas pruebas se realizan mediante inmunoensayo por técnicas ELISA o por quimioluminiscencia, según proceda, disponibles en la red de laboratorios clínicos para el diagnóstico del Covid-19 existente en la comunidad que están integrados por los laboratorios de 24 hospitales andaluces.

    DRA MATILDE BLANCO.jpg
El Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla se ha sumado al proyecto internacional `The COVID-19 HEROES (HEalth caRe wOrkErS) Study´ dirigido al estudio del impacto de esta pandemia en la salud mental de todos los profesionales que trabajan en centros sanitarios vinculados al cuidado de pacientes. El interés suscitado por esta iniciativa ha provocado que  actualmente se hayan unido a la misma más de 28 países de los cinco continentes con el objetivo de conocer de primera mano la experiencia vivida por los mismos y orientar la toma de decisiones de cara a reducir los efectos lesivos en el medio y largo plazo.

    El proyecto está coordinado a nivel nacional por el Hospital Universitario La Paz (debido a su anterior experiencia en la gestión de la crisis del ébola) y la Universidad Autónoma de Madrid. Por su parte, en Andalucía está coordinado por la Escuela Andaluza de Salud Pública. Además del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla, participan centros de otras provincias andaluzas, tales como el Hospital San Cecilio de Granada o el Regional Universitario de Málaga.

  Para ello, se ha articulado una encuesta anónima, de unos 15 minutos de duración, a la que se accede a través del siguiente enlace: https://heroescovid19study.org/survey/. De este modo, médicos, enfermeros, auxiliares, celadores, servicios de limpieza, cocina, conductores de ambulancias,…están participando ya en la misma orientada a evaluar cualquier tipo de malestar emocional (ansiedad, depresión, insomnio,…). La misma se repetirá a los tres y seis meses con la finalidad de comprobar la evolución del impacto en las diferentes categorías profesionales. Se pretende, de este modo, conocer de forma directa la experiencia de profesionales sanitarios y no sanitarios implicados en la atención a pacientes.

   El proyecto tiene como antecedente un estudio surgido en Chile hace siete años con el primer caso de ébola diagnosticado fuera de África. Su origen estuvo motivado precisamente por la necesidad de elaborar un plan de intervención ante el impacto que las epidemias tienen sobre la salud mental.

   Según explica la responsable de Salud Mental del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla, Matilde Blanco, “se trata de una iniciativa con un grandísimo valor, puesto que es extensiva a todas las categorías profesionales de la organización sanitaria que han visto afectadas sus rutinas de trabajo por el Covid-19, permitiendo crear una red de apoyo a estos profesionales fruto de la cooperación mundial”.

UNIDAD DE DOLOR.JPG
Durante el tiempo transcurrido con la declaración del estado de alarma por la pandemia SARs-Cov-2, el Hospital Universitario de Valme ha continuado realizando la atención del Dolor Crónico a través de la implementación de un protocolo que ha garantizado la asistencia segura adaptada en forma prioritariamente telemática y, sólo en casos que lo han precisado, se ha facilitado la asistencia presencial. Una atención cuya calidad ha sido medida a través de encuestas de opinión a los pacientes por parte de los profesionales de enfermería y cuyos resultados avalan la alta satisfacción percibida por los mismos.

   El dolor es uno de los trastornos que más afecta y preocupa a la ciudadanía, siendo el síntoma acompañante que con mayor frecuencia motiva una consulta médica. Entre el 15% y el 25% de los adultos sufren dolor crónico en un determinado momento de sus vidas, cifra que asciende al 50% en mayores de 65 años. Por tanto, la reorganización asistencial para dar respuesta a esta dolencia durante la pandemia representa un ámbito de extraordinario interés.

   La Unidad de Dolor Crónico del Hospital Universitario de Valme, perteneciente al servicio de Anestesiología y Reanimación que dirige Mercedes Echevarría Moreno, es un dispositivo asistencial cuya responsabilidad recae en el facultativo Ángel Martínez Navas. Lo conforman cinco anestesiólogos y dos enfermeras. Se trata de una unidad clínica con gran prestigio nacional, tanto por la calidad y experiencia de sus profesionales como por la línea innovadora con la aplicación de técnicas vanguardistas contra el dolor.

   Su experiencia sobre la adaptación de la actividad de esta unidad clínica durante esta pandemia ha sido expuesta en el I Congreso Virtual Multidisciplinar Covid-19, organizado por la Asociación Española de Divulgación Científica. Un evento digital que ha contado con más de 50 especialistas de primer nivel, avalado científicamente por más de una veintena de sociedades científicas especializadas en este ámbito de conocimiento a nivel nacional.
 
Atendidos 700 pacientes durante la pandemia

   En el ámbito especializado de Anestesia, Reanimación y Tratamiento del Dolor de este foro virtual, el hospital sevillano ha presentado su protocolo de trabajo: `Adaptación de la Unidad de Dolor Crónico a pandemia Covid-19´. En suma la exposición de un protocolo sobre la asistencia telemática dirigida a pacientes con esta dolencia en el sur de la provincia de Sevilla durante la pandemia.

  Esta unidad ya realizaba, anteriormente a la llegada de la crisis sanitaria, la atención telemática en un 20% de su actividad. Según su responsable, Ángel Martínez Navas, “contábamos con la experiencia de varios años atrás a través de una línea de comunicación fluida y directa con nuestros pacientes, evitando su desplazamiento en situaciones donde no era necesario y en las que mediante teleconsulta se podía gestionar”.

   La actividad desarrollada durante la pandemia ha incluido la valoración telefónica de tres tipos de consulta diferentes: primeras consultas, revisiones y valoración de pacientes para técnicas intervencionistas. Un colectivo de pacientes, según Ángel Martínez Navas, correspondiente al dolor crónico que se define por “aquél de cualquier localización que tiene una duración superior a tres meses, de intensidad moderada y que deteriora la capacidad funcional de las personas que lo padecen, siendo el origen músculo-esquelético el proceso más frecuente y siendo su localización más predominante  la rodilla seguida de la espalda”.

     El balance de la actividad llevada a cabo suma 700 pacientes atendidos telefónicamente. De ellos, el 83,3% se corresponde con un dolor músculo-esquelético, un 57,4% se vincula a mujeres con una edad media de 59,9 años y un 23,4% ha sido sometido a procedimientos intervencionistas en los últimos seis meses. Por lo que respecta al porcentaje de actividad correspondiente a cada tipo de atención, de forma telemática se han atendido 150 primeras consultas y 550 revisiones.

   La satisfacción percibida por los pacientes se ha valorado a través de encuestas realizadas a los mismos por los profesionales de enfermería de la Unidad de Dolor Crónico. La puntuación obtenida, de entre 1 y 10, ha sido superior a 9 en todas las preguntas realizadas en las diferentes consultas celebradas. Unos excelentes resultados que se unen a la también satisfactoria valoración clínica de sus profesionales, que destacan “la continuidad asistencial durante la pandemia para una patología tan invalidante como es el dolor crónico a través de la teleconsulta, que ha permitido desterrar suspensiones y demoras con una gestión eficiente de la demanda asistencial”.

    residentes de CARDIOLOGÍA.JPG
  En el pasado mes de marzo, al inicio del incremento de ingresos hospitalarios por el coronavirus, el Hospital Universitario de Valme de Sevilla puso en marcha una iniciativa solidaria, sumándose a la iniciada en hospitales madrileños. Se trataba de dar ánimo y esperanza, desde el marco de la humanización, a los pacientes ingresados por esta enfermedad junto a los profesionales que estaban en primera línea luchando por la vida.

  Hoy, cuando la desescalada ya es una realidad, con UCIS sin pacientes Covid y el repliegue progresivo de los recursos en hospitalización por la disminución de su incidencia, el Hospital de Valme quiere dar las gracias a los 3.500 emisarios por la solidaridad recibida enviando de forma anónima sus mensajes de esperanza al buzón Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..

    Un grupo de residentes ha sido el promotor en Valme de esta iniciativa, con la colaboración en su difusión del servicio de Atención a la Ciudadanía. En su balance, y desde la distancia de los dos meses que marcan el inicio de este proyecto, están abrumados por los gestos de cariño recaudados: “sin duda esta pandemia ha conseguido que nos hermanemos como humanidad”. Los mismos subrayan: “Queremos que sepáis de primera mano que con vues

tras cartas habéis conseguido dar ese aliento de ánimo a todos los pacientes ingresados; se han emocionado, han sonreído e incluso han conseguido olvidar por unos instantes su enfermedad”. Asimismo, recalcan “Pero no sólo a ellos, también nos habéis emocionado a nosotros, el personal sanitario. Nos habéis hecho sentir que no estábamos solos en la batalla. Ya lo sabíamos cuando empezamos con esto, pero hemos recibido mucho más de lo que hemos dado”.

Éxito de la campaña tanto en cantidad como en calidad humana de los mensajes
   
   En el gran volumen de escritos recibidos también abunda el impacto de la procedencia de donde han llegado. El recorrido por estos miles de escritos identifican la procedencia, en su mayoría, con los sevillanos; sin embargo, un número nada despreciable corresponde a otras partes de España, e incluso de otros continentes. Es el caso de una profesora universitaria jubilada de Costa Rica o una estudiante de la Universidad China de Hong Kong.

  Asimismo, es de elogiar la diversidad de los emisarios. Desde una niña de 8 años que con el color de sus dibujos quiere encender el ánimo, hasta un residente de un centro de mayores de la provincia de Córdoba, que a sus 87 años transmite ánimo a los enfermos y felicita a los sanitarios. También se suma un sacerdote o una asociación poética del sur de la provincia de Sevilla. Y sobrecoge el conmovedor mensaje de una enfermera, convertida en paciente oncológica, que no se encuentra en activo con motivo de su tratamiento quimioterápico, pero que con su mensaje de ánimo quiere cooperar y sentirse útil.

   Así hasta 3.500 cartas, de las cuales los residentes de Valme han seleccionado 12 como exponente de las mismas que, finalmente, se han convertido en un documento dedicado “con cariño a nuestras familias, a nuestros mayores…Os lo debemos todo”.

   Por su parte, desde la Dirección de este centro hospitalario se subraya el valor de esta iniciativa en el contexto de la dureza vivida durante la pandemia: misivas llenas de afecto en la incertidumbre de la soledad de los pacientes aislados y para la complejidad de los profesionales de la asistencia sanitaria.
  

CookiesAccept

Este sitio usa cookies

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de navegación y poder prestar los servicios o finalidades solicitadas por los usuarios: Saber más

Acepto

Acceso en la web

Acceso para los usuarios de la web

Crear una cuenta